Darth Vader samurai

Hace mucho comentamos que George Lucas obtuvo muchas ideas para crear Star Wars a partir de películas de Akira Kurosawa y del Bushido en general.

La armadura y sobre todo el casco de Darth Vader es un claro ejemplo de inspiración en la cultura nipona en Star Wars. Fijaos en la siguiente foto sacada en el castillo de Matsumoto.


¿Os suena de algo?

Vía Q-Taro me entero de que Yoshitoku ha comenzado a comercializar una especie de armadura samurai con casco de Darth Vader. Parece ser que por ahora es una es una edición limitada y seguramente se comience a ver por E-bay a precios desorbitados.

Bebiendo leche

Los japoneses y los asiáticos en general no son grandes consumidores de leche. Parece ser que son bastante reacios a la lactosa, el porcentaje de alérgicos es bastante elevado. Fijaos en el mapa de colores donde las zonas rojas representan una intolerancia a la lactosa del 91% al 100%.


Mapa de la wikipedia.

El gobierno japonés se esfuerza con campañas de publicidad para promocionar el consumo de leche. Estas campañas van dirigidas sobretodo a los jovenes, ya que si se acostumbra al cuerpo es más difícil que se desarrolle alergia a la lactosa en el futuro.

En este anuncio promocionan la web Gyunyu.com (leche.com). En el cartel pone: “Si eres más alto podrás ver las notas del examen de acceso a la universidad desde detrás antes que nadie”. Desde luego un buen incentivo 🙂 , o quizás otro ejemplo de la gran habilidad de los publicistas japoneses para sorprendernos.

Notas
Japoneses mirando las notas de acceso a la universidad, todo un evento social en Japón.

Otro japonés algo más astuto ha conseguido mezclar leche con cerveza y ha comenzado a comercializarlo. Además el nombre no está nada mal, ha llamado a su bebida “Bilk”, que surge de unir las palabras “Beer” y “Milk”.


Empresario de Hokkaido presentando “Bilk”, una bebida destinada a suplir las carencias de calcio de la población japonesa.

Tirando trastos

Para saber como tirar la basura en las ciudades japonesas a veces pienso que hace falta sacarse un titulillo o algo. ¡El manual que me da el ayuntamiento de Shibuya (Tokyo) para el tema de la basura tiene 29 páginas que te explican como separar la basura y qué días debes sacarla a la calle!

A continuación os voy a poner un ejemplo sobre el procedimiento que hay que seguir para tirar trastos grandes. Primero hay que ir a una tienda 24horas y comprar una pegatina oficial según el tamaño del trasto que vayas a tirar. La pegatina está homologada por el ayuntamiento de la zona. Cuanto más grande sea el trasto más pasta te cuesta la pegatina, por ejemplo si quieres tirar una cama vieja te cuesta sobre 2.000 o 3.000 yenes.


Detalle de la pegatina.

Muchas veces en vez de comprar la pegatina, lo que hace la gente es dejar los trastos en la puerta de la casa un par de días con un cartelito que pone que “al que le interese que se llleve los trastos”. De esta forma te sale gratis tirar una cama o una televisión. Si al cabo de unos días nadie se lo ha llevado entonces ponen la pegatina para que lo recojan los de la basura.

Como véis, en Tokyo y supongo que en todas las grandes ciudades del mundo cada vez es más difícil deshacerse de cosas.